Xxx

‘Influencer’, la combinación entre pasatiempo y negocio

|

Las redes sociales son su arma maestra y su espontaneidad es lo que mantiene enganchados a muchos de sus seguidores. Los ‘influencers’ –llamados así por la influencia que causan en redes sociales- no solo comparten su día a día en internet, también buscan la manera de crear un negocio.


Para algunos millennials –personas que nacieron entre los años 1980 y 2000- sus fotos, videos y consejos se transformaron de un pasatiempo a un potencial emprendimiento. Sin embargo crear una identidad en la red es mucho más difícil de lo que se cree.


Para Carlos Allauca, instagramer guayaquileño, esto de las redes sociales ocurrió de repente. Él lleva cerca de un año subiendo fotos sobre moda en su cuenta de Instagram, el joven confiesa que gracias a esto ha tenido la oportunidad de relacionarse con distintas marcas y trabajar con ellas.


“He dado a conocer más mi trabajo y proyectos personales por lo que estoy muy agradecido; además he podido conocer a muchas personas increíbles y llenas de talento”.


Allauca considera que ser ‘influencer’ es un trabajo de 24 por 7, ya que la combinación de hacer lo que te gusta y generar dinero exige dedicación.


“Constantemente hay que crear contenido nuevo, y para crear algo de calidad se requiere tiempo”, así se demuestra el compromiso con la audiencia.



En el caso de Gloria Mejía, blogger de belleza, moda y estilo de vida, la web le brindó la oportunidad de compartir sus gustos con el mundo. Ella inició ‘The Trendy Machine’ en el 2011 y desde ahí no ha parado.


Ella reconoce que las redes sociales son una gran oportunidad para emprender. “Los influenciadores que nacieron en digital pueden convertirse en marcas a largo plazo o corto”, señala objetivamente.


Pero no solo eso, Mejía admite que el blog le ayudó a conocer personas en la industria de la moda, también la llevó a asistir a eventos importantes e incluso algunos seguidores la reconocen en la calle. Aunque su vida se ha tornado algo pública, eso no representa un problema.


El éxito detrás de la publicación



No basta con subir una fotografía al azar. Aunque cada red social puede convertirse en un negocio se necesita constancia y estrategia para sacarle provecho.


Para Marlene Mosquera, magister en comunicación organizacional, lo más importante es definir el público objetivo. “Como todo emprendimiento necesita una estrategia que debe ser pensada de acuerdo a nuestro producto o servicio, no se gana dinero fácil o poniendo una foto bonita, esos ‘likes’ no generan dinero”, aconseja la profesional.


En ese punto parecen coincidir, el ‘instagramer’ Carlos Allauca también cuida mucho su contenido en redes sociales porque así puede mantener un ‘engagement’ o la interacción del público con su marca, “todo lo que hagas debe tener un fin”.


El siguiente paso es ganar dinero. Para Mosquera una de las formas más rentables y rápidas para los ‘influencers’ es vender menciones de marcas, “las redes sociales también pagan pero tiene que planificarse”, el éxito está en mantenerse activos y con buenos contenidos.


Las cualidades son importantes


En la actualidad cualquier persona puede convertirse en un generador de opinión, sin embargo el cyber público identifica las cualidades de un líder, confianza, seguridad, iniciativa y compromiso.

Comentarios

ENCUESTA GH 18